Home / Para tu Vida / Dios Nos Ha Justificado

Dios Nos Ha Justificado

Dios nos ha justificado, en Él nuestros pecados son borrados, nuestra posición en Jesús nos hace santos.

En la rutina de nuestra vida, cuando vamos de camino al trabajo, hacemos fila en el banco o conducimos en el trafico de la ciudad, es fácil olvidar nuestro llamado a la santidad, nos dejamos llevar por nuestras decisiones, ira, u orgullo.

Pero Dios en 2 corintios 7:2 dice “limpiémonos de todo lo que pueda contaminar nuestro cuerpo o espíritu. Y procuremos alcanzar una completa santidad porque tememos a Dios” nos llama a limpiar todo lo que contamina, y no habla únicamente de nuestro espíritu sino también de nuestro cuerpo, la santidad es cuestión de integridad, se complementa con nuestro cuerpo, con nuestra parte terrenal e imperfecta.

La santidad  se logra cuando nuestra parte más humana e imperfecta se une, limpia y sin mancha, con nuestro espíritu, que en Dios es santo y eterno.

Somos justificados cuando entregamos nuestra vida a Jesús, cuando decidimos que Él sea dueño de nuestra alma, mente y corazón, en ese momento somos llenos de Su Espíritu y Él se encarga de cambiar nuestras conductas erróneas de nuestro cuerpo y  espíritu para llevarnos por el camino a la santificación.

La santidad no es un estado, es un proceso, una constante acción por parecernos cada vez más al varón perfecto “Ese proceso continuará hasta que todos alcancemos tal unidad en nuestra fe y conocimiento del Hijo de Dios que seamos maduros en el Señor, es decir, hasta que lleguemos a la plena y completa medida de Cristo.” Efesios 4:13

Hoy es la oportunidad de mirar que cosas hay que cambiar en tu cuerpo y espíritu y limpiarlas, nunca es tarde para iniciar tu proceso de santificación.

WhatsApp chat